You cannot copy content of this page

Descubre las ventajas e inconvenientes asociados a tu distintivo medioambiental DGT.

Si vives en la ciudad de Madrid, ya sabrás que desde hace meses es obligatorio portar la pegatina que funciona como distintivo ambiental de nuestro automóvil, colocándola sobre la esquina inferior derecha del salpicadero.

Y en el caso de que no residas en la capital Madrileña, pero tengas pensado circular pos sus calles en los próximos días, mucho ojo porque los vehículos de fuera no están exentos de esta obligación.

Para saber qué distintivo es el correspondiente a tu vehículo, puedes consultarlo fácilmente a través de este link en la página oficial de la DGT.

En el momento en que esta normativa se hizo efectiva, la Dirección General de Tráfico realizó un envío masivo de pegatinas para todos los dueños de los vehículos registrados. Sin embargo, como suele ocurrir en estos casos, muchos conductores no llegaron a recibir nunca el distintivo.

Si es tu caso, no te preocupes, pues puedes adquirirlo cómodamente en Correos repartidos por toda España..

Las autoridades cada vez son más estrictas con el uso de esta pegatina. No en vano, se trata de la catalogación de cada vehículo en relación a su impacto medioambiental y por lo tanto, la medida de control más útil y eficaz ante determinados protocolos de contaminación.

¿Ya sabes qué distintivo corresponde a tu vehículo? Pues a continuación, vamos a explicarte las ventajas e inconvenientes de disponer de un automóvil en cada una de las categorías y cómo los diferentes protocolos en contra de la contaminación desarrollados en Madrid pueden llegar a afectarte.

Distintivo Cero DGT. Ventajas e inconvenientes 

Se trata de la pegatina de color azul, correspondiente a ciclomotores, motocicletas, automóviles, furgonetas ligeras, vehículos de más de 8 plazas y vehículos destinados al transporte de mercancías clasificados como vehículos eléctricos de batería, vehículos eléctricos de autonomía extendida, híbridos enchufables con una autonomía mínima de 40 kilómetros o vehículos de pila combustible.

Se trata de la categoría correspondiente a los vehículos menos contaminantes y por lo tanto, aquellos a los que las restricciones afectan en menor medida. Además, se beneficiarán de ventajas tales como poder circular por el Bus – VAO con un único ocupante y otras concesiones en función de cada ayuntamiento. También podrán aparcar gratis en toda la zona regulada SER de Madrid o beneficiarse de bonificaciones en el impuesto de circulación e incluso, acceder a algunas carreteras de peaje sin coste.

Por último, en el caso de alcanzar un Escenario 5 en el protocolo de alerta anticontaminación, sólo podrían circular por la ciudad Madrileña (zona M-30) este tipo de vehículos y los catalogados con la etiqueta Eco.

Pegatina Eco DGT. Ventajas e inconvenientes

En este caso hablaríamos de turismos, furgonetas ligeras, vehículos de transporte de mercancías o de más de 8 plazas que sean híbridos o funcionen propulsados por gas. En el caso de los híbridos, deben cumplir al menos con una autonomía de 40 km funcionando con electricidad y siempre deberán estar comprendidos dentro de la categoría C.

Hablamos del segundo puesto en la escala y por tanto, la segunda categoría más limpia. Esto provoca que puedan beneficiarse de las mismas ventajas correspondientes a la categoría Cero.

Distintivo Ambiental C. Ventajas e inconvenientes

Esta categoría engloba a todos los vehículos de gasolina matriculados antes de enero de 2006 y a los diésel matriculados a partir del año 2014. También recoge a todos los vehículos destinados al transporte de mercancías o aquellos con más de 8 plazas que hayan sido matriculados a partir de 2014, ya sean diésel o gasolina.

Respecto a las motocicletas y ciclomotores, entrarían en este grupo aquellos catalogados según las normativas de emisiones Euro 4 y Euro 3.

Distintivo Ambiental B. Ventajas e inconvenientes

La pegatina de color amarillo corresponde a todos los turismos y furgonetas ligeras de gasolina que hayan sido matriculadas a partir de enero de 2000 y los diésel posteriores a enero de 2006. También incluye a los vehículos destinados al transporte de mercancías y los vehículos pesados posteriores a enero de 2005.

A partir de un escenario 4 de contaminación, este tipo de vehículos vería restringida su circulación por la capital Madrileña.

Talleres Santa Catalina
Logo